Tokens

Tokens

Qué es la tokenización

La tokenización es el proceso que nos permite transmitir de forma automática y a través de la tecnología blockchain dominios u otros derechos sobre bienes. Para ello se crean una especie de fichas virtuales que se llaman Tokens y que en definitiva representan un derecho concreto. Hay varios tipos de fichas virtuales según la funcionalidad que tienen las mismas. Esta funcionalidad va a venir determinada por el emisor del token, generalmente definida en la ICO (Initial Coin Offering).

ICO, Initial Coin Offering

La ICO es la carta de presentación del proyecto donde el emisor describirá la utilidad de los Tokens, forma de transmitirse y derechos que van a otorgar a su titular, lo que se concreta en un White Paper, pero como indicaba la tokenización de bienes no se realiza solamente a través de una ICO, sino que puede simplemente crearse el token, representando por ejemplo la propiedad sobre un inmueble, y transmitir el mismo sin necesidad de un White Paper que describa el proceso de emisión y transmisión.

Al resultar ésta una materia todavía carente de regulación, estas creaciones y transmisiones de tokens se están efectuando en un entorno por ahora desregularizado y sin tener en cuenta las formas reguladas para crear y transmitir derecho. Esto genera inseguridad jurídica para todas las partes intervinientes que en mayor o menor medida se hacen preguntas como ¿Qué derecho se adquiere realmente con la compra de un Token? ¿Son los tokens valores negociables? ¿Los NFTs son obras protegidas por la propiedad intelectual? ¿Qué aspectos debemos tener en cuenta a la hora de comercializar con un NFT?

Para poder abordar este tipo de cuestiones, que trataremos en los próximos posts, debemos tener claro en primer lugar los tipos de tokens que encontramos y cuáles son sus características principales. Aunque existen diferentes clasificaciones, podemos hacer una primera distinción en función de la fungibilidad del Token y otra según la funcionalidad de los mismos.

Tipos de Tokens según fungibilidad

En una primera clasificación encontramos:

Tokens Fungibles (Fungible Token o FT)

Un bien fungible es aquel que se puede intercambiar o remplazar por otro. Ejemplo una entrada de cine. Si no quiero o no puedo ir al cine le puedo dar mi entrada a otra persona para que haga uso de la misma. Un Token Fungible sería por ejemplo aquel que da derecho a obtener un porcentaje sobre un inmueble, siempre que la utilidad que se dé a los tokens sea la misma para todos los titulares y en las mismas proporciones.

Token No Fungibles (Non Fungible Tokens o NFTs)

Un bien no fungible es aquel que no puede ser sustituido por otro porque es único en su tipo. Un ejemplo típico son las obras de arte, un cuadro no puede ser sustituido por otro. Si aplicamos este concepto a la tecnología Blockchain, obtenemos que un NFT representa un conjunto de metadatos único, no intercambiable, que se encuentra almacenado y se puede transmitir a través de la tecnología blockchain.

Tipos de Tokens según funcionalidad

Según su funcionalidad:

Currency Tokens o Criptomonedas

Son unidades de valor que pretenden ser utilizados como método de pago. Son considerados “divisas virtuales”, que, aunque conforme a su finalidad jurídico-económica funcionan como tal, hasta la fecha no son reconocidos como moneda de curso legal, pues no cumplen con todos los requisitos exigidos por la Ley 21/2011, de 26 de julio, de dinero electrónico, como son el que no está claro que tengan valor monetario, ni representan un crédito contra un emisor porque técnicamente no tienen un emisor, ya que o bien se “minan” o se crean mediante algoritmos informáticos en las correspondientes ICOS.

Security Tokens

Son fichas digitales que permiten a sus adquirientes participar en una DAO mediante certificados digitales que pueden considerarse equivalentes a las acciones de una sociedad tradicional. Y te preguntarás, ¿qué es una DAO? Una Dao u Organización Autónoma Descentralizada es una organización controlada y desarrollada mediante algoritmos o Smart Contracts que se caracteriza porque no existe una persona u órgano de gobierno que ejerza el control sobre la estructura organizativa, sino que las decisiones sobre la misma son tomadas de forma conjunta por todos los tenedores de los Tokens que son distribuidos por la propia DAO y mediante los que además consigue financiarse para seguir funcionando.

Suele describirse como una Criptocooperativa. Algunos de los beneficios que se le atribuyen a diferencia de las estructuras tradicionales son:

  • Mayor transparencia en las decisiones. Estas se toman en blockchain quedando reflejadas en la cadena de bloques.
  • Mayor democracia. Estas decisiones deben ser tomadas por todos los miembros sin que exista un órgano de gobierno con poder de decisión único.
  • Mayor eficacia y fluidez en la constitución y toma de decisiones. Se reducen los requisitos formales o burocráticos de una estructura societaria al uso.

Utility Tokens

Ofrecen la posibilidad al comprador de adquirir un bien o disfrutar de un servicio prestado por la empresa que los ha emitido mediante una ICO. Normalmente se utilizan para la financiación de proyectos que se encuentran en desarrollo. Un ejemplo de ello sería una empresa que está desarrollando una aplicación para móvil y emite una serie de tokens que permitirán a ésta obtener financiación y al comprador de cada uno de ellos le otorga el derecho a una suscripción mensual de la aplicación, un derecho de crédito frente a la empresa emisora de los tokens al igual que ocurría con los security tokens.

Asset-Backet Tokens

Representan o incorporan un bien, o parte del mismo, un derecho de crédito o un derecho real. Los derechos reales pueden recaer sobre bienes muebles e inmuebles y normalmente se distingue a su vez entre:

  • Hard Asset Tokenitazion, cuando hablamos de tokenizar objetos tangibles de valor, como inmuebles y joyas, utilizado generalmente con fines de inversión y cuyo beneficio va enfocado principalmente a la explotación del bien (venta, alquiler…), y por otro lado:
  • Soft Asset Backed Tokens. Son los que tokenizan bienes intangibles como es la propiedad intelectual de una obra y donde el rendimiento se obtiene de la explotación de la obra artística.
Pago de la Deuda Tributaria

Pago de la Deuda Tributaria

Tal y como en su día comentamos en este Blog, la Ley 9/2021, de 9 de julio, de medidas de prevención y lucha contra el fraude fiscal contempla diversos cambios y novedades en materia tributaria.
Entre esos cambios, en el presente artículo vamos a centrarnos en el que afecta al procedimiento de solicitud de aplazamiento y fraccionamiento del pago de una deuda tributaria, así como al de solicitud de suspensión de una deuda tributaria objeto de impugnación. 
APLAZAMIENTO/FRACCIONAMIENTO
De acuerdo a lo previsto en el art. 161 de la LGT, la presentación de una solicitud de aplazamiento/fraccionamiento del pago de una deuda tributaria dentro del período voluntario de pago paraliza la ejecución de dicha deuda en tanto se reciba resolución acerca de la solicitud presentada. Es decir, que impide el inicio del período ejecutivo de pago y, por tanto, la inclusión de recargos.
Ante esta solicitud, Hacienda puede:

  1. Estimarla, manteniendo el pago de la deuda dentro del período voluntario siempre y cuando el contribuyente vaya atendiendo en plazo los distintos pagos derivados del aplazamiento/fraccionamiento concedido. 
  2. Desestimarla, concediéndose al contribuyente un nuevo período de pago en voluntario con la notificación de dicha desestimación. Por lo que, dentro de dicho período voluntario, puede atender al pago evitando los recargos del período ejecutivo o, incluso, podría plantearse efectuar una nueva solicitud de aplazamiento/fraccionamiento siempre y cuando dicha nueva solicitud contenga alguna modificación sustancial respecto de la primera efectuada. 
  3. Inadmitir la solicitud, en cuyo caso se entiende por no presentada la solicitud, entrado, por tanto, la deuda en período ejecutivo incluyendo los recargos correspondientes. La inadmisión suele ocurrir cuando se solicitan aplazamientos/fraccionamiento de deudas inaplazables como el IVA o las retenciones, o no se presenta la debida documentación acreditativa de la solicitud o no se atiende al requerimiento de subsanación. 

    Otro supuesto de inadmisión se da cuando se solicita un nuevo aplazamiento/fraccionamiento previamente dengado de manera reiterativa sin que se contenga una modificación sustancial en la nueva solicitud.

Una modificación introducida a partir de la entrada en vigor de esta Ley 11/2021, de 9 de julio, es que cabe inadmitir nuevas solicitudes de aplazamiento/fraccionamiento cuando haya recaído una desestimación previa con la única modificación consistente en incluir el pago de una pequeña parte de la deuda. Sin embargo, en virtud de lo previsto en el art. 13 de la citada Ley 11/2021, ante estas situaciones cabrá inadmitir la nueva solicitud de aplazamiento/fraccionamiento presentada, con el consecuente inicio del período ejecutivo de pago de la deuda, incluyendo recargo. 
SUSPENSIÓN
Otra novedad que contempla la Ley 11/2021, de 9 de julio, que ya está vigor, afecta a la ejecución de una deuda impugnada cuya suspensión es solicitada por el contribuyente en tanto esté pendiente de resolución la reclamación interpuesta. 
En este sentido, cuando se impugna ante el TEAR una liquidación, cabe solicitar su suspensión con dispensa de garantías siempre y cuando se acrediten una serie de circunstancias, quedando cautelarmente suspendido el procedimiento de ejecución de dicha deuda en tanto el TEAR se pronuncie acerca de la solicitud de suspensión formulada. 
Según jurisprudencia fijada por el Supremo (STS 21-12-2017), en tales supuesto, el TEAR tenía que, o bien estimar o bien desestimar la solicitud de suspensión presentada, iniciándose, en caso de desestimación, un nuevo plazo de pago en voluntario notificado con la resolución de dicha solicitud al contribuyente. 
No obstante lo anterior, y en contra de la citada jurisprudencia, la Ley 11/2021, de 9 de julio, a legislado como novedad la posibilidad (art. 233 LGT) de que el TEAR, en determinados supuestos pueda inadmitir dicha solicitud de suspensión, con el consiguiente inicio del período ejecutivo del pago de la deuda y el recargo correspondiente. 
En concreto, dicha inadmisión podrá darse cuando la documentación aportada no se estime suficiente para acreditar que el contribuyente sufriría un perjuicio de difícil o imposible reparación en caso de ejecución del pago de la deuda.
En conclusión, estas medidas, así como otras incluidas en esta normativa antifraude vienen a incrementar las facultades de la Administración tributaria para hacer efectivo el cobro de las deudas tributarias. 

Rendimientos actividad económica de una entidad en régimen de atribución de rentas

Rendimientos actividad económica de una entidad en régimen de atribución de rentas

Dado que el entidad en régimen de atribución de rentas desarrolla una actividad económica, las rentas obtenidas por ésta tendrán la calificación de rendimientos de actividades económicas.
Así pues, la calificación debe efectuarse de acuerdo con la LIRPF, y determina las reglas de cálculo e imputación temporal, así como la aplicación de las retenciones y pagos a cuenta.
Una vez establecida la calificación de la renta obtenida por le entidad como de rendimiento de actividad económica, lo primero es determinar el importe de dicho rendimiento en sede de la propia entidad con arreglo a las normas del IRPF en estimación directa.
No serán aplicables, por parte de la entidad al calcular la renta obtenida, las siguientes reducciones sobre el rendimiento neto previstas en IRPF:

  • Reducción del 60% sobre los rendimientos netos de capital inmobiliario en los supuestos de arrendamiento de viviendas (art.23.2 Ley)
  • Reducción del 30% sobre los rendimientos netos del capital inmobiliario, mobiliario o de actividades económicas con periodo de generación superior a dos años u obtenidos de forma notoriamente irregular en el tiempo (arts.23.3, 26.2, y 32 Ley).

Estas reducciones que no pueden ser aplicadas por la entidad para el cálculo de las rentas obtenidas, si podrán ser practicadas por aquellos miembros que sean personas físicas contribuyentes por IRPF consignándolas en las casillas correspondientes de la declaración, casillas: 1567,1573, 1574, y dentro de atribución de actividades económicas, casillas 1580, 1581,1582.

Una vez determinado el rendimiento neto de la entidad según las reglas establecidas para la estimación directa (ingresos – gatos), se debe atribuir dicho rendimiento a los partícipes de la entidad. 
Con carácter general, la atribución de la renta obtenida por la entidad a los miembros se efectúa según las normas o pactos  aplicables en cada caso. Si dichos pactos no constan a la Administración de forma fehaciente, se les atribuye por partes iguales.

Por último, tener debe tenerse en cuenta que las rentas que se abonen a entidades en atribución estarán sujetas a retención o ingreso a cuenta, de acuerdo con las normas de este Impuesto. Dichas retenciones o ingresos a cuenta se deducirán en la declaración de cada uno de los miembros, en la misma proporción en que se atribuyan las rentas.
Las rentas atribuidas deben declararse en la rúbrica que corresponda del apartado «E» de la declaración, identificando previamente el contribuyente que tiene la condición de socio, comunero o partícipe de la entidad, el NIF de la misma o, si carece de éste, el Número de Identificación que tengan asignado la entidad en el país de residencia y su porcentaje de participación. Tratándose de atribución de rendimientos del capital inmobiliario, también deberá cumplimentarse el epígrafe «Relación de bienes inmuebles arrendados o cedidos a terceros por entidades en régimen de atribución de rentas», en el que se incluirán los datos de identificación del inmueble y del socio comunero o partícipe solicitados en el mismo.

Y este es el resumen y esquema general de declaración para las entidades en régimen de atribución de rentas y sus miembros.

Gic Consulting 2013 SL

Aspectos jurídicos del Metaverso

Aspectos jurídicos del Metaverso

La evolución tecnológica a la que hemos asistido durante todos estos años es impresionante. Aún así, seguramente, hasta hace unos años, la idea de ponernos unas gafas de realidad virtual que nos permitiesen sumergirnos dentro de un mundo digital, sólo era posible en nuestras imaginaciones. Este mundo digital del que hoy vamos a hablar, es conocido como metaverso. Cada día que pasa, podemos asegurar con más certeza que gran parte de nuestro futuro y de las próximas innovaciones van a pasar por él.

¿Qué es el metaverso?

Creo que para conocer más a fondo este nuevo fenómeno digital, es bueno que sepamos el significado de su nombre. Este está compuesto por dos palabras griegas como son “meta” y “verso”. En primer lugar, la palabra “meta” significa “más allá”, mientras que “verso” lo podríamos traducir como “universo”. Por tanto, uniendo estas dos palabras obtendríamos la frase: “más allá del universo”.

Una vez dicho esto, entrando más a fondo en su definición, podemos entender el metaverso como un entorno virtual. En él los humanos podemos interactuar tanto social como económicamente entre nosotros a través de nuestros avatares digitales. Podremos hacerlo gracias a una serie de dispositivos que nos permitirán tener una experiencia inmersiva.

Todavía existen muchas personas que piensan que este fenómeno tecnológico existe sólo desde hace unos pocos meses, pero nada más lejos de la realidad. Desde el año 2003 existe un metaverso llamado Second Life, pero estas innovaciones no han tenido la repercusión que merecían hasta ahora, que vienen pisando fuerte.

Es importante destacar que no existe únicamente un solo metaverso. Existen varios que están luchando por el liderazgo de este sector; una batalla que reportará un gran botín para muchos años a su vencedor. Por poner un ejemplo de otro metaverso, tenemos el metaverso de Sandbox. Es en este último donde saltaron las alarmas en febrero de este año ante la revalorización de sus tierras virtuales. Los precios para comprar un terreno en este metaverso habían subido un 1.100% en el año pasado.

Ahora bien, como todo mercado en este mundo, este sector también necesita de una regulación legal, que, aunque a día de hoy (y más en nuestro país) es bastante escasa, es importante conocer los avances que se están sucediendo.

Privacidad y protección de datos

En la actualidad, ya es evidente para todos nosotros que uno de los negocios más lucrativos ahora mismo para las empresas digitales es la venta de datos a terceras empresas.

Pues bien, en el metaverso esto no va a ser diferente. Bajo mi punto de vista, incluso me atrevería a decir que el volumen de este tipo de negocios se va a ver incrementado en los próximos años, debido a que los datos sobre las distintas actividades que podríamos realizar en estos metaversos podrían ser de un gran valor.

Pese a todo esto, el metaverso, al estar funcionando en un entorno digital, tendría que cumplir con la regulación de la Ley de Protección de Datos (LOPD) por lo que la utilización de los datos no variaría nada de lo que ya nos podemos encontrar hoy en día.

Publicidad en el metaverso

Por otra parte, creo que para el sector del marketing y de la publicidad se avecinan unos cambios muy interesantes y que revolucionarán este sector. Tendrá que reinventarse para adaptarse a un entorno plenamente digital y que abre unos horizontes jamás vistos hasta ahora.

Para concretar un poco más esto último, en el metaverso veremos tiendas digitales (donde podremos comprar a través de Smart contracts), anuncios interactivos con recompensas para utilizar dentro del metaverso, organización de eventos virtuales, etc.

Pensar que esta evolución tardará muchos años en llegar sería un error. Las grandes compañías publicitarias ya están empezando a trabajar en distintos metaversos para ir un paso por delante. Es el caso de la agencia de publicidad TBWA, que presentó en España GG un nuevo departamento publicitario con su objetivo puesto en el mundo del gaming y del metaverso.

Propiedad intelectual e industrial (NFTS)

Este campo, hasta el momento está siendo el más explotado por las empresas. Esto es seguramente debido a las nuevas vías de ingresos que les podría suponer, dado que el metaverso se convertiría en un canal de venta más donde podrían ofertar sus productos.

La gran diferencia que la propiedad intelectual e industrial presentan frente al resto de temas que hemos tratado, es que se limitarán las existencias de cada producto a través de los NFTs o token no fungibles. Cuando un artículo tiene una existencia limitada y con características limitadas, sube su valor.

Gracias a estos NFTs, se comercializan miles de artículos hoy en día de manera plenamente digital. Se venden desde obras de arte o cromos de futbolistas con los que acceder al sorteo de premios hasta la última colección de esta primavera de marcas como Tommy Hilfiger.

Para ir concluyendo, me gustaría añadir una frase que leí hace poco de José María Álvarez-Pallete, presidente ejecutivo de Telefónica. Decía que “La tecnología va a seguir rompiendo límites. Cómo la utilicemos marcará nuestro futuro”.

Creo que esta frase define a la perfección lo que el futuro digital puede ser para nosotros. Si utilizamos la tecnología como es debido y manteniéndola bajo control, podemos tener un futuro brillante por delante.

Qué son los NFT’S, tributación y derechos de autor

Qué son los NFT’S, tributación y derechos de autor

Los NFT´s o tokens (unidades de valor) no fungibles son posiblemente los criptoactivos más famosos después de las criptomonedas. Esto se debe a que con ellos también se ha especulado de manera agresiva y han permitido generar grandes beneficios o pérdidas a sus diferentes propietarios, pero:

¿Qué son exactamente los NFT´s?

Un NFT es un token digital único e irrepetible que se sirve de la tecnología blockchain para garantizar no solo su autenticidad, sino su pertenencia a un único usuario. La gran diferencia con la mayoría de las criptomonedas es que estas son fungibles, es decir pueden fraccionarse en tokens idénticos o sustituirse por otros de las mismas características. Los NFT´s son únicos e indivisibles. Esto es muy importante entenderlo en el concepto más restrictivo posible. Debemos tener en cuanta que vivimos en un mundo lleno de copias y plagios donde la autenticidad de algo se basa en su credibilidad.

Los NFT´s en el arte

Uno de los sectores donde tienen más popularidad los NFT´s y que nos permite entender la utilidad que estos pueden tener, es el mundo del arte. El arte obtiene gran parte de su valor de la escasez, si Velázquez hubiera pintado mil cuadros idénticos de las Meninas o Da Vinci otras tantas Giocondas estos cuadros seguirían teniendo el mismo valor artístico, pero al no ser únicos, su valor de adquisición tendría un precio mucho menor al que tienen hoy en día.

Si consultamos a un experto en la materia posiblemente nos diga que su carácter exclusivo les da un valor incalculable. Internet ha posibilitado que los usuarios puedan copiar imágenes, canciones, películas … de forma totalmente gratuita, disminuyendo el valor que estas tienen y borrando el rastro del original. La tecnología blockchain ha cambiado el paradigma de estas creaciones digitales. Ahora los artistas pueden convertir sus obras en un bien único y por lo tanto aumentar el precio de estas en mayor o menor medida (dependerá de muchos más factores).

Tributación de los NFT´s

Ahora que ya entendemos un poco mejor que es un NFT´s, que los hace tan únicos y cuál es su principal diferencia con los criptomonedas como el Bitcoin, analicemos la tributación de estos criptoactivos. Veamos los tres impuestos en los que pueden concurrir hechos imponibles afectos: IRPF, IVA e ITP (Impuesto de Transmisiones Patrimoniales) en su modalidad de TPO (Transmisiones patrimoniales onerosas).

IRPF

  • Si un artista vende su obra (NFT). Al estar directamente relacionado con su actividad artística, esto será un ingreso calificado como rendimiento de la actividad económica.
  • La venta en otro caso distinto. Esta generará una ganancia o pérdida patrimonial a integrar en la base del ahorro.

TPO e IVA

  • La teoría nos dice que estos dos impuestos deben aplicarse en determinadas operaciones con NFT´s. Esto en la práctica es bastante difícil de determinar por un factor clave: El territorio de aplicación del impuesto (TAI).
  • La compraventa y demás operaciones con NFT´s se entienden efectuadas “en el extranjero” sin efectos jurídicos o económicos en España. Por lo tanto no están afectas al TAI español.
  • Los compradores o vendedores son anónimos. Esto hace aún más difícil determinar la sujeción a alguno de estos impuestos.
  • La Dirección General de Tributos se ha pronunciado de manera específica para empresarios o profesionales establecidos en España en su consulta vinculante V0486-22, obteniendo la conclusión de que la creación y comercialización primaria de los NFT´s a través de plataformas digitales que actúan en nombre ajeno (por parte de los vendedores) tendrán las consideración de servicios prestados electrónicamente. Esto, unido al hecho de desconocer quién es el adquiriente (si este no se identifica como empresario o profesional) hace que, según la DGT tenga que ser considerado un particular y por lo tanto los transmitentes deberán repercutir IVA.

NFT´s y derechos de autor

También me parece de gran interés analizar de una manera más especifica la relación de los NFT´s con los derechos de autor. En el momento de crear un NFT puedes configurar los royalties para reservarte los derechos de autor. Esto supondrá un ingreso (% sobre el precio de venta) por el autor siempre que este NFT se venda en el mercado. Este ingreso se realizará automáticamente en la billetera del artista debido a la tecnología base de los NFT. La tributación de estos royalties te la explicamos a continuación.

Tributación de los Royalties de los NFT´s

IRPF

  • Titular de los derechos es el autor: rentas de actividades económicas.
  • Titular de los derechos distinto al autor: rentas de capital mobiliario.

IVA

  • Titular de los derechos autor: exentos en virtud de art. 20. Uno.26º LIVA.
  • Titular de los derechos persona jurídica: Se aplicará IVA del 21%.

Cabe mencionar que no solo los derechos de autor o la compraventa de NFT´s son operaciones sujetas a algún tipo de tributación. Existen otras operaciones como podrían ser el alquiler de NFT´s, el uso de estos como garantía de un préstamo, como representación de un activo en el mundo real, entradas a eventos o el staking (“retenciones”) con NFT´s. Las cuales no vamos a desarrollar para no extendernos demasiado en este artículo.

Concluyendo podemos decir que el mundo de los criptoactivos y en general el mundo digital, avanzan a pasos agigantados. Prácticamente cada día aparecen nuevas posibilidades para las que no existe una regulación específica. Esto da lugar a que se tengan que hacer interpretaciones razonables de la legislación existente para responder a la mayoría de cuestiones legales planteadas.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com